GSK y Vir Biotechnology han anunciado la firma de un acuerdo de adquisición conjunta con la Comisión Europea para suministrar hasta 220.000 dosis de sotrovimab, un anticuerpo monoclonal de dosis única en investigación frente al SARS-CoV-2 para el tratamiento de la COVID-19 leve a moderada en adultos y pacientes pediátricos (mayores de 12 años y que pesen al menos 40 kg) que no requieren suplemento de oxígeno y que tienen un alto riesgo de progresión a COVID-19 grave. Este acuerdo de adquisición conjunta permite a los estados miembros de la Unión Europea (UE) comprar sotrovimab, previa autorización de emergencia local o autorización a nivel de la UE, para tratar a pacientes de alto riesgo con COVID-19 que pueden beneficiarse del tratamiento temprano con sotrovimab.

Esta acción sigue la opinión científica emitida por el Comité de Medicamentos para Uso Humano (CHMP, por sus siglas en inglés) de la Agencia Europea del Medicamento (EMA) en conformidad con el artículo 5(3) del Reglamento 726/2004, que puede ser considerado por las autoridades nacionales en los países miembros de la UE para que puedan tomar decisiones basadas en evidencias sobre el uso temprano del medicamento, antes de realizar cualquier Solicitud de Autorización de Comercialización. Sotrovimab está incluido en la cartera de terapias candidatas prometedoras de la Comisión Europea como parte de su estrategia terapéutica ante la COVID-19. Además, la documentación para respaldar la próxima solicitud de autorización de comercialización para sotrovimab se encuentra en proceso de rolling review con la EMA. En junio, las compañías anunciaron los resultados finales para el ensayo de fase III COMET-ICE, que resultó en una reducción del 79% (reducción del riesgo relativo ajustado) (p <0,001) en la hospitalización durante más de 24 horas o la muerte por cualquier causa el día 29 en comparación con placebo, cumpliendo así el criterio de valoración principal del ensayo.

George Katzourakis, Senior Vice President para Europa de GSK comenta: “Este acuerdo con la Comisión Europea representa un paso adelante crucial para el tratamiento de casos de COVID-19 en los estados miembros de la UE, ya que permite el acceso a sotrovimab para pacientes de alto riesgo que han contraído el virus. A medida que el panorama de la COVID-19 continúa evolucionando y nos enfrentamos a nuevos desafíos, como la variante Delta que se está extendiendo por todo el mundo, sigue existiendo una necesidad urgente de contar con opciones de tratamiento para ayudar a evitar potencialmente la hospitalización o la muerte”.

George Scangos, Ph.D., Chief Executive Officer de Vir, añade: “Queda muy claro que se necesitan opciones adicionales de tratamiento para abordar por completo el número de víctimas de esta pandemia. Este acuerdo reconoce que los tratamientos con anticuerpos monoclonales son esenciales para quienes se infectan, y nos complace que los profesionales sanitarios europeos y sus pacientes ahora tengan acceso a sotrovimab. Además, el hecho de que sotrovimab haya sido diseñado desde el principio para mantener su actividad frente a la evolución de este virus y haya demostrado, con datos in vitro, su capacidad para mantener la actividad contra las variantes circulantes de preocupación e interés, incluidas la Delta y la Lambda, subraya su importante papel en la lucha frente a la COVID-19”.

Reconociendo la gran urgencia de las necesidades de los pacientes en todo el mundo, las compañías están colaborando con los gobiernos y organismos para que sotrovimab esté disponible para respaldar la respuesta a la pandemia. GSK y Vir han asegurado acuerdos de suministro con varios gobiernos de todo el mundo y continuarán esos esfuerzos a medida que la pandemia continúe evolucionando. En mayo de 2021, la FDA de Estados Unidos otorgó a sotrovimab la Autorización de Uso de Emergencia (EUA, por sus siglas en inglés) para el tratamiento de la COVID-19 leve a moderada en pacientes de alto riesgo. GSK y Vir han anunciado planes para enviar una Solicitud de Licencia de Biológicos (BLA, por sus siglas en inglés) a la FDA de Estados Unidos en la segunda mitad de 2021. Sotrovimab también ha sido autorizado para uso de emergencia en Bahrein, Kuwait, Qatar, Singapur y Emiratos Árabes.

GSK y Vir están comprometidos con la evaluación continua de sotrovimab a medida que el panorama de la COVID-19 continúa evolucionando a diferentes ritmos en todo el mundo y surgen nuevas variantes de preocupación e interés. Los datos in vitro actualizados, publicados en bioRxiv, demuestran que sotrovimab mantiene la actividad frente a las variantes de preocupación e interés que circulan actualmente del virus del SARS-CoV-2, incluidas la Alpha (B.1.1.7), Beta (B.1.351), Delta (B .1.617.2), Epsilon (B.1.427 / B.1.429), Gamma (P.1), Iota (B.1.526) y Kappa (B.1.617.1), así como nuevas variantes de Bristol (B. 1.1.7 + E484K) y Camerún (B.1.619), que codifica las mutaciones N440K y E484K que pueden conducir a una actividad reducida de otros anticuerpos monoclonales neutralizantes contra el virus SARS-CoV-2. GSK y Vir continúan evaluando la capacidad de sotrovimab para mantener la actividad frente a variantes nuevas y emergentes a través de estudios in vitro. Aún no se conoce el impacto clínico de estos datos de variantes in vitro.

Sobre el ensayo COMET-ICE

El estudio de fase III COMET-ICE es un ensayo multicéntrico, doble ciego y controlado con placebo que está investigando la infusión intravenosa (IV) de sotrovimab en adultos con COVID-19 leve o moderada con un alto riesgo de progresión a una enfermedad grave. En marzo de 2021 un Comité Independiente de Monitorización de Datos (IDMC por sus siglas en inglés) recomendó que el ensayo detuviera la inclusión de más pacientes debido a la evidencia de una gran eficacia y continua el seguimiento de los participantes hasta las 24 semanas. Los resultados del análisis intermedio se han compartido con las autoridades reguladoras y formaron la base de la opinión científica del CHMP de la EMA, en virtud del artículo 5(3) del Reglamento 726/2004.

Este ensayo en curso evalúa la seguridad y eficacia de una sola infusión intravenosa de sotrovimab (500 mg) o placebo en pacientes no hospitalizados a nivel mundial. El criterio de valoración principal de la eficacia fue la proporción de pacientes que tienen progresión de COVID-19, definida como la necesidad de hospitalización durante al menos 24 horas para el tratamiento agudo de cualquier enfermedad o muerte por cualquier causa.

Los resultados finales del ensayo COMET-ICE en la población total del estudio de 1.057 participantes demostraron una reducción del 79% (reducción del riesgo relativo ajustado) (p <0,001) en la hospitalización durante más de 24 horas o la muerte por cualquier causa el día 29 en comparación con placebo, cumpliendo el criterio de valoración principal del ensayo. El número de pacientes que fueron hospitalizados durante> 24 horas para el tratamiento agudo de cualquier enfermedad o fallecieron por cualquier causa en el día 29 fue de seis pacientes en el brazo de sotrovimab (1%), frente a 30 pacientes en el brazo de placebo (6%). En el grupo de sotrovimab, es posible que la mitad de los pacientes que fueron hospitalizados fueran por razones distintas a la progresión de la COVID-19 (p. Ej., Obstrucción del intestino delgado, cáncer de pulmón y úlcera del pie diabético); este no fue el caso de los pacientes del grupo de placebo.

En el análisis de seguridad, se siguió a 1.037 participantes durante al menos 29 días. Los eventos adversos más comunes observados en el grupo de tratamiento con sotrovimab en COMET-ICE fueron erupción cutánea (1%) y diarrea (2%), todos los cuales fueron de grado 1 (leve) o de grado 2 (moderado). No se informaron otros eventos adversos emergentes del tratamiento a una tasa mayor con sotrovimab en comparación con placebo.

Sobre el programa de desarrollo clínico de sotrovimab 

Además del estudio COMET-ICE, el programa completo de desarrollo clínico COMET para sotrovimab incluye:

  • COMET-PEAK: un ensayo farmacocinético en pacientes ambulatorios con COVID-19 leve a moderada que investiga la administración intramuscular (IM) de sotrovimab, está a punto de completarse y se esperan datos iniciales en la segunda mitad de 2021.
  • COMET-TAIL: se ha iniciado este ensayo clínico de fase III que evalúa la función de sotrovimab administrado por vía intramuscular para el tratamiento temprano de la COVID-19 leve a moderada en pacientes adultos y pediátricos no hospitalizados de alto riesgo (mayores de 12 años). Los datos se esperan en el primer semestre de 2022.

Las compañías también planean investigar el uso de sotrovimab en adultos inmunodeprimidos no infectados para determinar si sotrovimab administrado por vía intramuscular puede prevenir la infección sintomática por COVID-19.

Sobre sotrovimab 

Sotrovimab es un anticuerpo monoclonal en investigación de doble acción frente al SARS-CoV-2. Los datos preclínicos sugieren que tiene el potencial de bloquear la entrada del virus en las células sanas y que puede tener capacidad para eliminar las células infectadas. El anticuerpo se une a un epítopo del SARS-CoV-2 que también está presente en el SARS-CoV-1 (el virus que causa el SARS), lo que indica que el epítopo se mantiene altamente conservado y esto puede dificultar más el desarrollo de resistencia. Sotrovimab, que incorpora la tecnología Xtend ™ de Xencor, también ha sido diseñado para que su concentración en los pulmones sea alta con el fin de que su penetración en los tejidos de las vías respiratorias afectados por el SARS-CoV-2 sea óptima y para que tenga una vida media prolongada.

Información importante sobre sotrovimab en Europa

Para obtener más información sobre la opinión científica de la EMA, consulta las Condiciones de Uso de la UE.

Todos los efectos secundarios han sido leves o moderados. Los profesionales sanitarios deben estar atentos a los efectos secundarios y tomar las medidas adecuadas.

Notificación de reacciones adversas

Es importante notificar sospechas de reacciones adversas al medicamento después de la autorización. Esto permite un seguimiento continuo de la relación beneficio / riesgo del medicamento. Se invita a los profesionales sanitarios a notificar cualquier sospecha de reacciones adversas a través del sistema nacional de notificación incluido en el Apéndice V.

Uso autorizado en Estados Unidos

La FDA de Estados Unidos ha emitido una Autorización de Uso de Emergencia (EUA, por sus siglas en inglés) para permitir el uso de emergencia del producto no aprobado sotrovimab para el tratamiento de la enfermedad leve a moderada por coronavirus 2019 (COVID-19) en adultos y pacientes pediátricos (mayores de 12 años y que pesen al menos 40 kg) con resultados positivos de la prueba viral directa del SARS-CoV-2 y que tengan un alto riesgo de progresión a COVID-19 grave, incluida la hospitalización o la muerte.

Limitaciones de uso autorizado

  • Sotrovimab no está autorizado para su uso en pacientes:

o que están hospitalizados debido a la COVID-19, O

o que requieren oxigenoterapia debido a la COVID-19, O

o que requieren un aumento en la tasa de flujo de oxígeno inicial debido a la COVID-19 (en aquellos que reciben oxigenoterapia crónica debido a una comorbilidad subyacente no relacionada con COVID-19).

  • No se ha observado beneficio del tratamiento con sotrovimab en pacientes hospitalizados debido a la COVID 19. Los anticuerpos monoclonales contra el SARS-CoV-2 pueden asociarse con peores resultados clínicos cuando se administran a pacientes hospitalizados con COVID 19 que requieren alto flujo de oxígeno o ventilación mecánica.

Sobre la colaboración entre Vir y GSK

En abril de 2020 Vir y GSK firmaron un acuerdo de colaboración para investigar y desarrollar tratamientos para las infecciones por coronavirus, incluido el SARS-CoV-2, el virus que causa la COVID-19. En la colaboración se está utilizando la tecnología de la plataforma de anticuerpos monoclonales patentada por Vir para acelerar el desarrollo de los anticuerpos antivirales ya existentes e identificar otros nuevos que podrían utilizarse como posibles tratamientos para hacer frente a la pandemia actual de COVID-19 y a futuros brotes. Las compañías harán uso de la experiencia de GSK en genómica funcional y de sus capacidades para el cribado CRISPR y en inteligencia artificial para descubrir compuestos anti-coronavirus dirigidos a genes de las células huésped. También harán uso de sus conocimientos y experiencia combinados para investigar vacunas contra el SARS-CoV-2 y contra otros coronavirus.

El compromiso de GSK para hacer frente a la pandemia de la COVID-19 

La respuesta de GSK ante la pandemia ha sido una de las más amplias de la industria farmacéutica, con tres tratamientos potenciales en desarrollo además de las varias candidatas a vacunas que se están investigando.

GSK está colaborando en el desarrollo de vacunas para la COVID-19 poniendo a disposición de varias organizaciones su tecnología de adyuvante. Además del trabajo conjunto con Medicago, recientemente hemos anunciado datos positivos de fase II de nuestra colaboración con Sanofi para el desarrollo de una vacuna candidata adyuvada basada en proteínas. También tenemos en marcha una colaboración con SK Bioscience, que cuenta con fondos CEPI y de Bill and Melinda Gates Foundation para desarrollar vacunas para la COVID-19 diferenciadas y asequibles para suministrar a nivel mundial a través de la red de COVAX. El uso de un adyuvante en una situación de pandemia puede ser de particular importancia ya que puede disminuir la cantidad de antígeno requerido por dosis, lo que permitiría incrementar el volumen de producción y con ello, contribuir a proteger a un mayor número de personas.

GSK también está trabajando con CureVac, compañías especializada en ARNm. El objetivo de esta colaboración es desarrollar conjuntamente vacunas de ARNm de próxima generación para la COVID-19 con el potencial de proteger frente a múltiples variantes emergentes mediante una sola vacuna. GSK también apoyará la producción de hasta 100 millones de dosis de la vacuna candidata de primera generación de CureVac para la COVID-19 en 2021 si se aprueba y producirá 60 millones de la vacuna candidata de Novavax, si se aprueba, en Reino Unido.

Además, GSK está explorando potenciales opciones de terapias o tratamientos para los pacientes de COVID-19. También estamos evaluando si otilimab, un anticuerpo monoclonal en investigación, puede ayudar a los pacientes mayores de 70 años con COVID-19 grave que experimentan una reacción exagerada de su sistema inmunitario.

Compromiso de Vir con la COVID-19

Vir se fundó con la misión de abordar las enfermedades infecciosas más graves del mundo. En 2020, Vir respondió rápidamente a la pandemia de COVID-19 aprovechando nuestros conocimientos científicos únicos y nuestra plataforma de anticuerpos líder en la industria para explorar múltiples anticuerpos monoclonales como posibles opciones terapéuticas o preventivas para la COVID-19. Sotrovimab es el primer anticuerpo de Vir dirigido al SARS-CoV-2 que avanzó en la clínica. Se seleccionó cuidadosamente por su promesa demostrada en la investigación preclínica, incluida una alta barrera anticipada a la resistencia y la capacidad potencial tanto para bloquear la entrada del virus en células sanas como para eliminar células infectadas. Vir continúa buscando soluciones terapéuticas y profilácticas novedosas para combatir el SARS-CoV-2 y las futuras pandemias de coronavirus, tanto de forma independiente como en colaboración con sus socios.

Sobre GSK

GSK es una compañía farmacéutica global guiada por la ciencia y la innovación responsable, cuyo propósito es ayudar a las personas a hacer más, sentirse mejor y vivir más tiempo. Para más información visite www.gsk.es

Sobre Vir Biotechnology

Vir Biotechnology es una compañía de inmunología en fase clínica que combina sus conocimientos inmunológicos con tecnologías de vanguardia para tratar y prevenir enfermedades infecciosas graves. Vir ha desarrollado cuatro plataformas tecnológicas cuyo objetivo es estimular y potenciar el sistema inmunitario aprovechando las características esenciales de los procesos inmunitarios naturales. Su cartera de productos en desarrollo actual comprende posibles tratamientos para el SARS-CoV-2, el virus de la hepatitis B, la gripe A y el virus de la inmunodeficiencia humana. Si desea obtener más información sobre Vir, visite www.vir.bio.